Arroz caldoso con congrio

Arroz caldoso con congrio

Para este arroz tan rico utilizo el sabor que le da el congrio y un buen caldo con su espina para que queda un sabor completo.

Es un pescado gelatinoso,  se hace en un momento y no necesita mucha cocción.

Para éste plato es mejor la parte abierta desde el cogote, con todo el lomo que no tiene espinas, aunque en mi caso tuve que quitar unos cuantos con las pinzas pero merece la pena, la parte cerrada o la mitad hasta la cola es mejor solo para caldo ya que tiene mucha espina y es incómodo de limpiar y comer. 

Hace tiempo que no comía congrio y me encantó ver el resultado que le da al arroz, en casa parece que va gustando cada vez mas que lo deje un poco caldoso, me encanta variar la manera de preparar el arroz y siempre en bienvenido.

Para 4 personas necesitamos:

4 cazos de arroz (si preferimos en vasos 2 vasos)

3 lonchas gorditas de congrio abierto

300 gr de langostino pequeño crudo

1 cebolleta con su tallo

1 tomate (se quita la piel)

8 hebras de azafrán

2 litros de agua (el caldo sobrante lo guardamos)

200 gr de judías verdes

1 diente de ajo

1/2 vaso de vino 

aceite de oliva, sal y pimienta

 

Preparación:

Se prepara un caldo en una cazuela grande, poner, el tallo de la cebolleta o si tenéis puerro también vale, añadir unas cabezas de los langostinos y el hueso de congrio, sal pimienta y una cucharada de aceite de oliva, dejamos cocer mientras preparamos el resto del arroz.

El congrio se trocea con piel, es gelatinosa, si no te apetece, quita la piel y añade al caldo.

En la cazuela donde vamos a cocinar el arroz ponemos 2-3 cucharadas de aceite, añadir el congrio con sal. 

Le damos vuelta y vuelta y se saca de la cazuela.

Se pocha en la cazuela la cebolla, damos unas vueltas y añadimos las gambas y las judías verdes.

Añadimos el tomate rallado junto con el ajo, el congrio y el vino, le damos unas vueltas.

Poner el cazo de arroz por comensal.

Colamos el caldo.

Con un mortero machacamos el azafrán y se lo añadimos al caldo.

Ponemos 2 cazos de caldo por comensal, le ponemos la sal, bajar el fuego al mínimo para que se cocine bien.

En mitad de cocción añadimos 1 cazo mas por comensal, vemos si nos gusta más caldoso, el sabor por si nos hace falta mas sal y podemos añadir antes de apagar el fuego 1 cazo más para que se quede mas cremoso, en mi caso se quedó un poco caldoso, prácticamente le puse 3 cazo de caldo por 1 de arroz, si durante la cocción vemos que nuestro arroz absorbe mucho líquido, añadimos un poco más y vamos probando el arroz hasta ver que están a su punto.

Share
2 Comentarios

Publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.